EN LA CIUDAD, SE TIRAN 500 MIL COLILLAS DE CIGARRILLOS POR DÍA

Las personas que arrojen colillas de cigarrillos en la vía pública en la ciudad de Buenos Aires serán multadas hasta con 15.000 pesos. Así lo marca una nueva ley aprobada en la Legislatura porteña que será incorporada al Régimen de Faltas de la Ciudad. La misma establece además la obligación de realizar trabajos comunitarios relacionados con la preservación del ambiente.

De acuerdo a la ley, de legislador del GEN Sergio Abrevaya, otra alternativa será también la concurrencia a cursos especiales de educación y capacitación en materia ambiental.

La normativa establece que los “locales de baile, comercios, shoppings, galerías, establecimientos de alojamiento, edificios de oficinas deberán implementar medidas destinadas a evitar que las colillas de cigarrillo se arrojen en el espacio público”. Lo mismo para quienes organicen eventos o actividades recreativas y comerciales en las calles.

Según consta en el artículo 1 de la ley, queda “prohibido arrojar colillas de cigarrillos y/o cigarros y/o filtros en el espacio público” de la Ciudad de Buenos Aires.

En el artículo 3 a su vez se expresa que quien infrinja esta disposición será “sancionado con una multa de 30 a 700 unidades fijas y/o la obligación de realizar trabajos comunitarios relacionados con la preservación del ambiente y/o la concurrencia a cursos especiales de educación y capacitación en materia ambiental’’. Conforme con los valores actuales, la multa rondaría entre un mínimo de 642 pesos y un máximo de 14.980.

Las colillas de cigarrillos son el residuos que más se arrojan en las calles a nivel mundial. De acuerdo a un relevamiento realizado por la Asociación Civil y Ambientalista Eco House -que participó en el proyecto de ley- en cuatro manzanas del microcentro porteño en solo dos horas se recolectaron más de 10.000 colillas de cigarrillos. Una sola puede contaminar entre 50 y 1000 litros de agua.

“Anualmente se estima que se descartan 4,5 billones (4.500.000.000.000) de colillas globalmente. Es el residuo de vía pública más arrojado del mundo. Existen decenas de partículas nocivas en los cigarrillos, como acetato de celulosa, alquitrán, aluminio, bario, cadmio, cromo, cobre, hierro, manganeso, níquel, plomo, estroncio, titanio, zinc, nicotina, entre otras, dentro de las cuales, al menos 100 son consideradas de alta toxicidad”, explicaron desde la asociación.

Máximo Mazzocco, creador de Eco House, detalló que -según sus propias encuestas y otras similares- “el 80% de los fumadores en general arroja la colilla donde no corresponde”. Frente a esto alertó: “Estamos ante un gran problema porque son millones y millones de colillas. En la Ciudad de Buenos Aires son más de 500.000 que se arrojan por día”, remarcó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.