CRISTINA KIRCHNER PIDIO BAJAR EL PRECIO DE LA CARNE PARA QUE «COMAN LOS ARGENTINOS»

Cristina Kirchner solicitó que el valor de los cortes vacunos vuelva a la fecha de iniciado el conflicto con el campo. Reclamó también que se acate la intervención de la Justicia que citó a dirigentes rurales

La presidenta Cristina Kirchner pidió hoy en medio del conflicto con el campo «retrotraer» el precio de la carne, para que «la puedan comer primero los argentinos», y luego «los de afuera».

 

«Estamos esperando que se cumpla a lo que se obligaron, a que podamos retrotraer los precios, y entonces la carne que se produce aquí la puedan comer los argentinos» y luego «los de afuera», afirmó la Jefa de Estado durante un acto que encabezó en la Casa de Gobierno.

 

Cristina Kirchner cuestionó las críticas a la Justicia de aquellos que hablaron de «aprietes» después que un juez citara a los dirigentes de las entidades agropecuarias por la presunta violación de la Ley de Abastecimiento y exigió «respetar la división de poderes, la democracia y las instituciones».

 

«La simbología que se está percibiendo es casi antidemocrática», dijo la mandataria y habló de «no horrorizarse» entonces cuando un chico agrede a otro o una madre golpea a una docente.

 

Se preguntó por qué se dice que «el juez que aplica la ley ?aprieta? y los que violan la ley -desabasteciendo, tirando comida, encareciendo los precios-, son víctimas», en referencia al sector rural y agregó: «Hay algo que no funciona bien en la forma de relacionarnos».

 

En este sentido, la Jefe de Estado señaló: «Uno puede tener muchas visiones y opiniones, pero la tarea de contribuir a la formación de los argentinos, me parece que es obligación de todos».

 

También, en el mismo acto en Casa de Gobierno, se refirió a las reglamentaciones, «anunciadas por el jefe de Gabinete el viernes último», que algunos medios pusieron en duda el día de hoy.

 

«Hoy aparecen publicadas las resoluciones en el Boletín Oficial y leí en un importantísimo diario que no se han dictado ni siquiera las normas para los pequeños y medianos productores», señaló.

 

Al respecto, la mandataria aseguró que el Gobierno ya puso en marcha dichas medidas destinadas a los productores agrarios, entre las cuales se encuentra la reapertura de las exportaciones de la carne que «establece que se retrotraigan los precios» para los consumidores.

 

«Se dice que no hemos cumplido con el convenio de la carne, pero lo que acordamos es que se retrotraigan los precios», explicó.

 

Por eso repudió «la tergiversación» de la realidad y reclamó «más responsabilidad» para «articular un sistema democrático de formación e información ciudadana?.

 

«Sería bueno que la cuota de responsabilidad la pongamos todos», manifestó , tras criticar a los que «quieren plantear una Argentina desarticulada», aunque reconoció que «no vivimos en un paraíso».

 

Por último, y para ejemplificar el accionar que ha venido tomando el Gobierno para mantener a raya los precios de los productos esenciales de la canasta básica -tales como la leche, el pan y la carne-, la Presidente informó que recientemente los Estados Unidos y Brasil han decidido frenar las exportaciones de arroz para que se garantice la provisión del mercado interno.

 

«Nosotros lo que estamos esperando es que la carne que producen los argentinos la puedan consumir los argentinos», señaló.

 

Plan Fines

La Jefe de Estado, acompañada por el ministro de Educación, Juan Carlos Tedesco, encabezó en el Salón Blanco de la Casa de Gobierno el lanzamiento del Plan de Finalización de Estudios Primarios y Secundarios (FinEs), ante gobernadores, ministros de educación de todo el país, funcionarios e invitados especiales.

 

El Plan apunta a garantizar el cumplimiento de la escolaridad obligatoria a aquellos jóvenes y adultos que no hayan completado sus estudios en término.

 

Posteriormente, la Presidente de la Nación concederá audiencia a directivos de la empresa de telecomunicaciones Nextel.

 

A las 18, la jefe de Estado tiene previsto arribar a Posadas, Misiones, para inaugurar 843 viviendas en el barrio Itaembé Mini, en la capital provincial.

Deja un comentario